martes, 22 de febrero de 2011

TARTA DE CREMA QUEMADA A LA MANDARINA

La crema quemada o crema catalana es un postre muy versionado y que ha dado origen a helados, chocolates, turrones, licores y tartas que recrean ese mismo sabor. También hay recetas muy parecidas a la crema catalana, como la crème brûlée (traducido: crema quemada), aunque parece que el método de cocción y algunos ingredientes son distintos. La crema catalana se suele aromatizar con naranja, limón o, como en la receta de hoy, con mandarina. En cambio la crème brûlée suele prepararse con nata aromatizada con vainilla y se cuece en el horno al baño maría, pareciéndose más a un flan. Ambas sin embargo tienen la capa crujiente de azúcar quemado que las caracteriza. La versión tarta de hoy está inspirada en la magnífica receta de Mercado Calabajío y el resultado es espectacular: una tarta delicada con aroma a mandarina en cada bocado. 




Ingredientes:
200 gr de galletas maría dorada

60 gr de mantequilla
200 gr de azúcar blanquilla
500 ml de nata líquida
600 ml de leche
8 yemas de huevo
60 gr de maicena
9 hojas de gelatina (o 1'5 sobres de gelatina neutra)
2 mandarinas (zumo y cáscara)
cáscara de 1 naranja
azúcar moreno (para espolvorear y quemar)
almendra granillo, fresas, virutas de chocolate... (para decorar)

Receta:
En primer lugar trituramos las galletas y la mezclamos con la mantequilla derretida.
Forramos la base de un molde desmoldable con las galletas y reservamos en la nevera.
Emulsionamos la leche con las cáscaras o pieles de mandarina y naranja durante unos minutos y dejamos templar.
Ponemos a hidratar las hojas de gelatina en agua fría.
Batimos las yemas con el azúcar blanquilla hasta que la mezcla sea espumosa y blanquecina.
Añadimos la harina tamizada y mezclamos bien.
Retiramos las cáscaras de la leche templada y la añadimos junto con la nata a la mezcla anterior batiendo continuamente.
Exprimimos el zumo de las mandarinas y lo colamos.
Calentamos una parte del zumo en el microondas durante unos segundos. Disolvemos en el zumo caliente las hojas de gelatina escurridas y batimos hasta que estén perfectamente disueltas.
Añadimos todo el zumo a la mezcla de leche y volvemos a cocer a fuego suave-medio hasta que espese pero sin que llegue a hervir.
Cuando la mezcla haya espesado la vertemos en el molde sobre la base de galletas y dejamos cuajar en la nevera durante 4 o 5 horas.
Antes de servir espolvoreamos el azúcar moreno y quemamos con la ayuda de un soplete o pala.
Decorar al gusto.


¡¡Hasta la próxima!!

15 comentarios:

Carlos Dube dijo...

Nos ha encantado, tus variaciones y decoración son perfectos. Muy acertado echar cáscara de naranja y de las mandarinas de esta época, no son tan jugosas y buenas como las de Noviembre, bueno la mayor parte de las variedades, pero la piel rezuma a olor mandarinil.

Un saludo.

Carola Arnés dijo...

Mira qué bien aprender un poco más sobre la Crema catalana y la crème Brulée,no tenía idea, ojalá acá en Chile las prepararan más comúnmente!!

Muy rica se ve tu tarta!!

Carola
horneandosuenos.blogspot.com

dulce dijo...

te ha quedado muy buena, me la anoto, besos

Amanda dijo...

Me parece una forma genial de comer crema catalana y con ese toque a mandarina.
¡Delicioso!
Besitos.
;-D

Noelia dijo...

Una tarta perfecta, sinceramente, para comersela de una sentada
un saludo

www.lasguisanderas.com

SUNY SENABRE dijo...

Una tarta exquisita con el toque de mandarinas que son tan ricas. La presentación perfecta.

Besitos,

Tere dijo...

Una maravilla, me encantan las mandarinas por lo que esta receta seguro que tambien¡¡ La presentación: perfecta, no se le puede pedir más¡¡ Un fuerte abrazo, Teresa

luisa dijo...

te ha quedado muy rico. Que rica de ve. Bss.

Petita cuina dijo...

:-S...

Supercalifragilisticaespialidosa...

Pero que aspecto!!!
Por un momentó me creí Mery Poppins i que la tarta era màgica... con todos los ingredientes que lleva tiene que estar deliciosa forzosamente.

Muas!

MABEL dijo...

Qué tarta más bonita te ha quedado... pero lo mejor de todo es que seguro que estaba deliciosa.
Un beso.

Noelia dijo...

mmm qué rica tarta!

Anaïs dijo...

Je je je je... muchísimas gracias!!!
La idea de Carlos era excepcional, tan solo varié un poco las cantidades y puse mandarina en lugar de naranjas porque a nosotros nos gusta el toque de cítricos más dulcificado... el resultado fue riquísimo!!!

Empar dijo...

¡Que tarta más buena!
El toque de la mandarina es una buena idea.
Un beso.

J. dijo...

Que tarta mas rica... Ahora que la publicas, me has recordado un semifrio de mandarina que tengo por ahí que es bastante parecido... tengo que buscarlo... ;) Lo dicho, que tiene una pinta deliciosa.

Anaïs dijo...

Empar, te animo a que la pruebes porque es muy suave y está deliciosa.
J., estoy deseando ver ese semifrío de mandarinas.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...